Comenzaba la temporada 1988 y el binomio compuesto por McLaren y los japoneses de Honda, daban inicio a toda una era en el automovilismo. Arriba del MP4/4 el brasileño Ayrton Senna comenzaba a construir su leyenda. Hoy, luego de 25 años de haber disuelto sus gloriosa alianza los resultados están lejos de hacer honor a una alianza mítica en el mundo motor.

La imagen de aquel auto volador pintado de blanco y rojo, dominante absoluto de la categoría a finales de la década de los ochenta es uno de los recuerdos más preciado de todos los fans del deporte motor alrededor del mundo. De la mano de dos los mejores de la historia (Prost y Senna), la alianza anglo-nipona supo alcanzó ribetes de leyenda en el motorsports.

Ayrton_Senna_1992_Monaco

Ayrton Senna en el mítico MP4-4, la época dorada de McLaren Honda. Foto: Internet

Tuvieron que pasar 24 años para que ingleses y japoneses intentaran reeditar triunfos de aquella época dorada. Como antaño, buscaron la reedición de glorias pasadas de la mano de dos grandes pilotos. Los elegidos para encabezar el nuevo proyecto McLaren-Honda fueron el inglés Jenson Button y el español Fernando Alonso, quienes suman tres títulos mundiales suman entre ambos.

El millonario presupuesto aportado por los nipones, no ha sido suficiente para levantar a una escudería que ha vivido años negros desde su último título de constructores en el lejano 1998. La vuelta de Fernando Alonso a la escudería que abandono entre polémicas el 2007 cifraba las esperanzas de los de woking y de todos los fanáticos del deporte tuerca, porque McLaren es parte de la historia de la categoría.

Sin embargo la combinación de dinero y grandes pilotos, en la ultratecnologizada categoría de estos días, no aseguran triunfos.

El pasado 2015 partió como el año de la esperanza, para transformarse a medio andar en el año de la transición. Con pobres resultados en un auto que se encontraba dentro de los más débiles de la parrilla, completó la temporada superando sólo al modesto equipo Manor Marussia obteniendo apenas 27 puntos de los 950 posibles.

Fernando-Alonso_Palmarés

Fernando Alonso en su fichaje por la escuderia de Woking. La foto junto al mítico auto de Senna es la muestra del anhelo de recuperar una era dorada.

El 2016 comenzaba con la remoción del responsable del proyecto de Honda en F1, Yasuhisa Arai abandonaba su cargo por los malos resultados, quedando a la cabeza del proyecto Yusuke Hasegawa, quizá buscando remediar la, que se rumora, es la razón principal de los malos resultados: la diferencia de cultura entre la fábrica inglesa y la factoría nipona.

Con ocho carreras disputadas esta temporada y con 27 carreras disputadas en total desde el inicio del proyecto, los números son lapidarios para una de las dos escuderías con más tradición dentro de la categoría reina del deporte motor. A saber, de las 27 carreras disputadas, en 18 alguno de sus autos no ha finalizado la carrera. Los abandonos se distribuyen en once para Fernando Alonso y siete para Jenson Button. En puntos, durante todo el 2015 y lo que va de la presente temporada, el binomio anglo-japonés ha cosechado solo 51 puntos.

Números que espantan para un proyecto en que todos los fanáticos de este deporte cifran esperanzas. El tiempo apremia, sobretodo mirando hacía los pilotos. Alonso con 35 años quema los últimos cartuchos para lograr esa preciada tercera corona, que le fue esquiva durante los cinco años vestido de rojo Ferrari. Button con un año más ya comienza a hacer las maletas, pensando en abandonar un proyecto que no logra alzar el vuelo.

Comentarios

comentarios